20 de enero de 2015

Nepal, fenomenal...

Qué puedo decir de un viaje así... desde 2010 estoy yendo cada año a Nepal, donde aprendo de los mejores Maestros del Sonido, donde aprendo de y sobre los Cuencos Tibetanos, donde siempre empieza algo y donde siempre acaba algo...

Culmina un proceso: el principal de mis Maestros, Santa, me ha dado la Maestría. Para mí significa mucho. Me dijo que desde ahora no tiene más que enseñarme, que ahora soy un pajarillo libre. Han sido varias las visitas que le llevo haciendo desde que vine persiguiéndole en 2010. Llegué como un inexperto, hoy me ve todo un "Master", dice. 

El súmmum vendrá este año 2015, cuando visite Europa para dar clases y Conciertos: en España quiere que toque al menos un Concierto con él; y le ayude con las lecciones. Estaré a la altura, quiero demostrarle que soy un buen discípulo, que hizo un buen trabajo. Es el Mejor de los Maestros.

Vendrá con Shree Khisrna Sahi, su antiguo compañero de andanzas del Sonido, a quien de nuevo también visité esta vez en su local de Swayambunath. Será un placer asistirles aquí.

Otro maestro del Sonido, con quien aprendí el año pasado y he repetido también este, es Ram Kumar Shrestha. Interesantes lecciones también con él. Mis Cuencos toman una nueva dimensión en cuanto a la Sanación.

Y el último de los Maestros con los que aprendí en esta estancia invernal en Nepal fue Chaitanyashree. Más joven que los anteriores, tiene otra concepción de los Cuencos, de la que absorbo lo mejor: cómo utilizar los mantras en la Sanación con Cuencos Tibetanos.

Si muchas han sido las horas en clase, no pocas han sido las que pasé encerrado seleccionando Cuencos Tibetanos: varias personas me pidieron piezas especiales; y seleccioné unas 80 para la venta en Madrid y Barcelona. Para mí escogí piezas súper especiales y antiguas, el mejor sonido para mí y mis pacientes.

De nuevo visité la mejor fábrica de Nepal de Cuencos Tibetanos. De aquí salen las piezas con las que trabajo desde 2010, todas. Indiscutiblemente es la mejor calidad del área Nepal, Norte de India, Tíbet... Hice un vídeo el año pasado sobre cómo se fabrican: CLICK AQUÍ

Seguiría escribiendo más y más sobre mis experiencias con los Cuencos Tibetanos en Nepal, pero es para escribir un libro...

No puedo acabar sin mencionar la inestimable ayuda y Paciencia de mi compañera de viaje, Vida y Amor. Invirtió horas y horas de sus vacaciones en ayudarme en la selección de Cuencos. Y más cuando no espera sino una sonrisa como agradecimiento...


Uno de mis Cuencos de paseo por el Thamel, el casco antiguo de Katmandú
Uno de mis Cuencos de paseo por el Thamel, el casco antiguo de Katmandú
Un monje budista Hinayana pide limosna en Boudha
La estupa de Boudha, junto a uno de mis Cuencos
El principal de mis Maestros del Sonido, Santa. Desde 2010 con su sonido
Este año repetí clases con Ram K. Shrestra, otro maestro del Sonido
Primera vez que curso con Chaytanasree, sobre el uso de mantras con Cuencos Tibetanos
Horas y horas seleccionando los mejores Cuencos para España
Este Cuenco era de uso personal de mi Maestro, se lo pedí para traérmelo, y aunque le costó, accedió
Cuencos, anywhere,,,,
Las calles de Katmandú, donde se encuentran Cuencos de todas las calidades
De nuevo visitando a mi amigo Dorje, en el monasterio budista Jangchub Choeling (Pokhara)
Uno de mis Cuencos de paseo por el Thamel, el casco antiguo de Katmandú
Cualquier rincón de Nepal es hermoso en cuanto al arte Budista
Al rojo vivo: así se hace un Cuenco Tibetano mediante el método artesanal y tradicional, a mano.
Sala en la que los Cuencos obtienen un primer pulido externo.
Mi amigo Suba, en Pokhara, como cada año bordando mis sueños
Sin palabras
Equipación de trabajo para este 2015 que empieza
Hermosas camisetas, me inspiran para trabajar a gusto
Tarjetas de visita, con papel nepalí, especial al tacto
Milan es un nepalí que trabaja la piedra, buen trabajo
Disculpad la chorrada...
Uno de mis Cuencos de paseo por el Thamel, el casco antiguo de Katmandú